EL CONGRETUBERNIO

     He pasado un fin de semana de locura. No he dado abasto entre los especiales de La Sexta –cadena que puedo decir bien alto que no sabía si tenía sintonizada- las noticias de todos los canales, los digitales y sobre todo, con la madre de todas las fuentes de información: Tuiter; que aunque no se ajuste necesariamente a la realidad es, sin duda alguna, la más divertida.

    Desde luego, para un fin de semana que se presentaba lluvioso y frío –escribo desde Madrid y ya saben ustedes que los mesetarios nos creemos que el tiempo que hace en la capital es el que hace en toda España- qué mejor plan que hacerse fuerte en el sofá y taparse bien, no hablo de mantita, sino de edredón gordo de plumas, y tragarse dos congresos concebidos para atrapar la atención de propios y extraños. Lo que se ha llamado toda la vida un espectáculo para todos los públicos.

    Para aquéllos no devotos de las emociones fuertes, la parrilla presentaba un congreso previsible, aburrido, sin ideas, plano, con un solo candidato –conocido de sobra por los espectadores- y con una única incógnita: ¿seguiría Nuestra Señora de Cospedal de número dos del partido? Pues bien, cómo serán los políticos españoles que incluso semejante tostón casi se les va de las manos a los populares. Increíble pero cierto. Y es que en España no conseguimos dejar nada atado y bien atado.

    Yo, que había recomendado a mis santos padres seguir este congretubernio para que no se me exaltaran, casi me arrepiento cuando me entero de que el concejal de San Clemente (Cuenca) Don Francisco Risueño –hombre desconocido para mí y para casi toda España- había pedido que se votara ante el plenario que «con carácter general» no se pudiera acumular más de un cargo en ningún caso. Cuando escuché la noticia, até cabos. Soy mujer de analizar detenida y profundamente las cosas y buscar segundas intenciones en los hechos que acaecen. Además soy de las que piensan que las casualidades en política no existen. Sí, pueden llamarme mal pensada. Después de pasar diez minutos –no necesité más- debajo del edredón pensando, decidí llamar a mis padres y pedirles que esa noche no vieran las noticias. Quizá el congretubernio no iba a ser tan tranquilo como su delicada salud aconseja. Mi análisis sólo me llevaba a una conclusión: se trataba de un señor cañonazo en la línea de flotación de la secretaria general del PP, ministra de Defensa y presidenta del PP de Castilla-La Mancha, Nuestra Señora de Cospedal.

    Después de unos minutos de infarto, una diferencia de 25 votos y acusaciones de pucherazo, que me parecen de un pésimo gusto en un partido tan pijo como el PP, la paz mariana inundó de nuevo el congretubernio sin más sustos ni novedades que el nombramiento del Sr. Martínez-Mahillo para que haga el trabajo de la atareada Sra. Cospedal. Cabe preguntarse pues, si tan ocupada está la ministra por qué no se le ha aliviado de tan agobiantes responsabilidades, en vez de ponerle un señor al lado que le toque las narices; pero esas cosas las dejo a los politólogos.

    Al fin, todo terminó felizmente; aunque al Sr. Rajoy sólo lo votó el 95,65 por ciento de los asistentes. Y créanme que daría un mundo por saber quién fue el 4,35 restante que se atrevió a no votarlo. Bueno y por saber si el logo del PP es una charrán o una gaviota. Con este grado de discrepancia quizá he sido algo injusta al llamar al Congreso del Partido Popular congretubernio.

Anuncios

Autor: carmenalvarezvela

Abrí este blog para hablar de España y conforme ha pasado el tiempo, algunos amigos mucho más cualificados que yo colaboran para expresar nuestra común preocupación por los males que nos aquejan como nación. Otros participan escribiendo sobre música, cine, literatura, historia ... Debería cambiar el nombre del blog, "No me resigno", como mínimo por "No nos resignamos", ya veremos. Mi amigo Emmanuel M. Alcocer me dijo una vez que el peor error es el error de perderlo todo por no haber hecho nada. Pues ahí estamos, intentando hacer algo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s